Diario Vasco

(Actualiza la OV2017 con más detalles)

Madrid, 14 nov (EFE).- Renfe pondrá en marcha en la primera quincena de diciembre una experiencia piloto, la primera en Europa, de tren de viajeros propulsado con gas natural licuado (GNL), con el objetivo de que este combustible se utilice en los servicios comerciales de cercanías.

Esta experiencia piloto, en la que colaboran Gas Natural Fenosa y Enagás, se desarrollará durante cuatro meses en un tramo de vía de ancho métrico -la antigua FEVE- de 20 kilómetros entre Figaredo y Trubia, en Asturias, ha avanzado hoy el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, durante la inauguración de la jornada "Reindustrialización y factoría 4.0", organizada por El Economista.

Según Renfe, se trata de la primera prueba en Europa de tracción ferroviaria con GNL y la primera en el mundo en el ámbito del transporte de viajeros.

El ensayo se realizará en un tren autopropulsado del parque diesel de Feve.

En concreto, se sustituirá el motor diésel de una de las dos unidades automotoras pareadas por otro que consumirá gas natural.

Además, se instalarán los depósitos de GNL y los elementos auxiliares necesarios.

Con esta prueba, Renfe analizará las posibilidades de adaptar trenes para que funcionen con motores y depósitos de GNL.

Renfe trabaja para implantar GNL en una serie de trenes para el servicio de Cercanías de Asturias.

El proyecto se enmarca en la Estrategia de Impulso del Vehículo con Energías Alternativas 2014-2020.

Según De la Serna, el proyecto se inscribe también en el plan de renovación del material rodante de Renfe, que el ministerio prevé presentar a principios de año y que contempla la incorporación de trenes impulsados por combustibles menos contaminantes como el GNL o el hidrógeno.

El uso de gas natural permitirá reducir la contaminación al disminuir las emisiones de óxidos de nitrógeno, óxidos de azufre y monóxido de carbono.