Diario Vasco

Seúl, 14 nov (EFECOM).- La Bolsa de Seúl cerró hoy en rojo por los decepcionantes indicadores económicos de China y la incertidumbre en torno al plan de reforma fiscal en Estados Unidos, indicaron analistas locales.

El indicador Kospi del mercado surcoreano cerró hoy con un retroceso de 3,71 puntos, un 0,15 %, hasta situarse en los 2.526,64 puntos en una jornada en la que se movieron unos 5.070 millones de dólares.

El índice de valores tecnológicos Kosdaq ganó por su parte 15,08 puntos, un 2,03 %, hasta las 756,46 unidades.

Además de las dudas sobre el plan de reforma tributaria en EEUU, que ya arrastró al parqué surcoreano la víspera, los inversores optaron por las ventas tras conocer que el mes pasado el aumento de las ventas minoristas y de la producción industrial en China se ralentizó.