Diario Vasco

Zaragoza, 13 nov (EFE).- El Real Zaragoza, tras la jornada de descanso de ayer domingo, ha comenzado a preparar el partido del próximo viernes contra la Unión Deportiva Almería en terreno andaluz con el delantero Borja Iglesias trabajando al margen del resto de la plantilla.

En una jornada marcada por el fuerte viento reinante sobre la capital aragonesa, que se encuentra en alerta amarilla por viento con rachas de hasta 80 kilómetros por hora, el equipo aragonés ha iniciado el trabajo con la ausencia, ya conocida, del trabajo en grupo de Alberto Benito, que sufre un esguince de tobillo, y del delantero Borja Iglesias que ha tenido entrenamiento individualizado.

El fuerte viento reinante sobre la Ciudad Deportiva ha aconsejado a cambiar el escenario del entrenamiento. En lugar de trabajar en el campo habitual la plantilla del equipo maño lo ha echo en un terreno de juego algo más protegido del cierzo.

En esta sesión ha habido trabajo de recuperación para los jugadores que fueron titulares en el partido del pasado sábado contra el Rayo Vallecano y más intenso para el resto de la plantilla.

El equipo que entrena "Natxo" González llevará a cabo este martes un nuevo entrenamiento en la Ciudad Deportiva, a partir de las 11.00 horas.