Diario Vasco

Viena, 13 nov (EFE).- El seleccionador de Uruguay, Óscar Tabárez, afirmó hoy que el combinado nacional está en el camino correcto en su preparación para el Mundial de Rusia, aunque descartó hacer elucubraciones sobre las posibilidades reales del equipo en el campeonato.

"Yo no sirvo para adivinar el futuro. Y he aprendido a fijarme mucho en la realidad, no hay nada escrito. Queda mucho por recorrer hasta el Mundial y ahí va ser la verdadera historia", afirmó en rueda de prensa en Viena, donde Uruguay jugará mañana un partido amistoso contra Austria.

Tabárez recordó que hay muchos factores en juego cuando se llega a la fase final de un Mundial.

"Los partidos eliminatorios traen mucha carga emocional, mucha carga emotiva. Hay grandes equipos. Depende de enfrentarse al principio o no, la suerte que le pueda tocar a cada uno. Hay muchas cosas que no se pueden ni pensar en ellas porque uno no tiene ninguna respuesta", resumió.

Sí dejó claro que lo esencial es prepararse bien y llegar descansado al tornero.

En ese sentido, destacó la importancia del partido del pasado viernes ante Polonia y el de mañana contra Austria.

"En el grado de paridad que hay actualmente en el fútbol mundial, cualquier partido es importante. Todos los partidos sirven para comprobar el nivel propio, para afrontar un desafío y para estabilizar cosas en el equipo", explicó.

"Estamos en el camino justo, es una manera de prepararnos para lo que viene", indicó.

Tabárez recordó que Polonia está clasificada para el Mundial y que en la selección austríaca participan "jugadores que han pasado por ligas más exigentes y eso habla de la capacidad".

Respecto al hecho de que equipos importantes como Italia vayan a jugarse la clasificación en la repesca, el técnico de Uruguay insistió en que no es una vergüenza llegar al Mundial por esa vía.

"Estos partidos últimos son parte del campeonato del mundo. Creo que es una demostración de que no es nada vergonzante, como en nuestro país a veces hicieron creer. Hablando con sarcasmos de que estábamos abonado al quinto puesto", recordó.

Tabárez recordó que para el Mundial de Sudáfrica su equipo se clasificó en la repesca y finalmente acabó quedando cuarto.

"Ninguna racha es eterna, así que se pueden superar. Y el hecho de que equipos prestigiosos dependan de estos partidos para ir o no al Mundial, es parte importante de la cosa. Y no van disminuidos a la hora de disputar un Mundial", opinó.