Diario Vasco

Santiago de Chile, 13 nov (EFE).- La presidenta de Chile, Michelle Bachelet, pidió hoy a los candidatos a las próximas elecciones presidenciales del 19 de noviembre que continúen con las reformas iniciadas por su Gobierno, las cuales aseguran que el que gane "recibirá un país en recuperación", aseveró.

"Vamos a entregar a la futura administración una economía en recuperación, libre de desequilibrios y con capacidad para retomar mayores niveles de crecimiento" escribió hoy Bachelet en una columna publicada en el Diario Financiero.

En concreto, la presidenta de Chile habla en el escrito de las perspectivas de crecimiento del 3 % que se prevén para el 2018, una cifra que -apostilló- "no nos debe dejar conformes" porque "aún queda mucho por mejorar en aspectos clave para el desarrollo".

Bachelet hace en la columna un análisis de la situación en la que se encuentra Chile, país que también presidió entre 2006 y 2010.

En el mismo, destaca la importancia que tuvieron las políticas macroeconómicas adoptadas por el Ejecutivo a la hora de contener los efectos que tuvo la crisis de 2008, que afectó principalmente a los socios comerciales del país (Estados Unidos y Europa), provocando un notable descenso en las exportaciones.

Gracias a estas medidas, continúa, Chile ha consolidado "un sistema financiero robusto", capaz de mantener "tasas de desempleo en niveles históricamente bajos y con una inflación contenida (2 % interanual el pasado octubre)".

Una situación que presenta una oportunidad única de cara a los próximos años, escribe Bachelet, ya que "las perspectivas de crecimiento global se han ido afirmando", especialmente en lo que respecta al precio de las materias primas.

Esto se traduce, continua, en un "mayor dinamismo en la inversión minera", con un aumento de las exportaciones, así como un aumento en los niveles de crecimiento en el empleo asalariado y mejoras en las perspectivas de empresarios y consumidores".

Sin embargo, pese al optimismo que reflejan los datos macroeconómicos, Bachelet recuerda que aún es necesario seguir trabajando para generar "empleos de calidad" y "seguir fortaleciendo la entrega de los bienes y servicios públicos con la cobertura y calidad que los chilenos merecen y exigen".

"Necesitamos crecer más y con mayor equidad" subraya en su columna la presidenta, quien dirige su atención a tres factores clave para lograr este objetivo: aumentar la productividad, diversificar la economía y promover la creación de proyectos innovadores.

Además, destaca el papel que tiene la reforma educacional, para asentar la creación de un capital humano más calificado, las medidas dirigidas a fortalecer el marco de competencia entre las empresas, para evitar abusos, y los nuevos mecanismos aprobados para facilitar la inversión extranjera.

Por último, indica que Chile ha tomado una posición de liderazgo regional y global gracias a la capacidad de liderazgo y visión de su Gobierno, el cual ha demostrado que las crisis económicas "pueden ser una oportunidad de transformación con mirada de futuro y no de respuestas defensivas y conservadoras".