Diario Vasco

Lezama , 13 oct .- José Ángel 'Cuco' Ziganda ha subrayado que el Athletic Club afronta la visita del Sevilla con la intención de trasladar mañana en San Mamés la "sensación de equipo sólido y con personalidad" que a pesar de la derrota, ofrecieron, en su opinión, la última jornada en Mestalla.

"En Valencia nos quedamos mal por el resultado, pero vimos cosas importantes y nos gustaría trasladarlas a los partidos de casa, no olvidándonos de que cometimos errores que nos penalizaron gravemente", ha destacado el técnico navarro en la rueda de prensa previa a la visita del equipo andaluz.

Ziganda ha añadido que "el estilo" que mostraron ante el equipo 'che', el de un "equipo que sabe lo que hace en el campo", es el que quiere desarrollar también en San Mamés después de la "mala sensación" que les dejó su último encuentro en Bilbao saldado con derrota frente al Zorya ucraniano.

"En casa no hemos tenido excesivos problemas para tener el dominio del juego, pero nos está costando más crear que destruir. Nos está faltando juego. Fuera tenemos la sensación de que todos los días tienes opciones de sacar los partidos, pero en casa las sensaciones no son tan alegres", ha reconocido.

"Necesitamos hacer un partido redondo para coger un poco de confianza, que es lo que nos falta últimamente", ha añadido Ziganda antes de admitir que van a tener enfrente a "uno de los equipos 'top' de la Liga" que, a pesar de haber cambiado de entrenador, "mantiene los resultados".

"Sabemos la plantilla que tienen, muy completa y con jugadores de mucho nivel, y que en los últimos años llevan una trayectoria muy regular y positiva. A partir de ahí pensamos en nosotros. Para mañana no hay otra que intentar transmitir en el campo y ganar, por supuesto", ha incidido.

Ziganda, por otro lado, ha reconocido que "no hay ningún jugador" en su plantilla "con el juego interior y el nivel" en el que se encontraba Iker Muniain, que será baja durante al menos medio año por una grave lesión de rodilla, pero sí futbolistas "verticales y que pueden llevar al equipo hacia adelante".

"En Valencia nos adaptamos a esa situación. Williams, Susaeta o Córdoba no son del mismo perfil, pero sí pueden estirar al equipo, provocar situaciones de 'uno contra uno' y sacar centros. Reconociendo el nivel al que estaba Iker, sí que tenemos equipo para hacer cosas muy interesantes", ha recalcado.