Diario Vasco

Madrid, 12 oct (EFE).- La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé tiempo estable en toda España desde hoy hasta el domingo -puente del Pilar- y temperaturas diurnas y nocturnas superiores a las habituales para esta época del año.

Según una nota de la Aemet, esta situación anticiclónica que se registra desde hace varios días en toda la geografía solo dejará algunos intervalos de nubes bajas matinales y bancos de niebla en zonas del Cantábrico y del Mediterráneo, y nubosidad media y alta en el resto, incluida Canarias.

Es probable la formación de nubosidad de evolución diurna en diferentes áreas según los días que producirá algún chubasco puntual, más probable durante la tarde, especialmente en zonas montañosas del este y sureste de la península.

Las temperaturas se mantendrán estables o podrán subir ligeramente, alcanzándose máximas que rondarán los 35 grados en los valles del Guadiana y del Guadalquivir y en las islas canarias orientales, y los 30 grados en el restos de Canarias y del cuadrante suroeste peninsular.

En Galicia se alcanzarán los 30 grados en áreas del interior aunque el domingo también se podrán alcanzar esos valores en puntos del litoral gallego y del área cantábrica.

Se prevé que el viento sople flojo en general en todo el país, con predominio de la componente sur en la península y Baleares.

El domingo se espera que el viento tienda a girar a componente este, intensificándose en Baleares y especialmente en el área del Estrecho y mar de Alborán.

A última hora del domingo es probable un aumento del viento del sur en el litoral de Galicia y en las comunidades del Cantábrico ante la aproximación del huracán Ofelia a costas peninsulares en las últimas horas de ese día de camino al norte de Europa.

Según un aviso especia emitido hoy por la Aemet, el huracán Ofelia de categoría 1 que prosigue lentamente rumbo a Europa, podría generar a últimas horas del domingo viento de fuerza 9 o 10 en el oeste de la zona de Finisterre (La Coruña) y de fuerza 7 en la costa atlántica gallega en su máxima aproximación a las costas peninsulares.