Diario Vasco

Rabat, 12 oct (EFE).- El Tribunal de Apelación de Tánger anuló un juicio, calificado de "histórico", de una corte de primera instancia que reconocía la paternidad de una niña nacida de una relación extramarital, informaron hoy medios locales.

Este fallo, emitido por la cámara de familia de esa corte, se pone fin la sentencia sin precedentes del Tribunal de Primera Instancia de Tánger que reconoció la paternidad de la niña y obligó al padre a pagar una pensión alimenticia a la madre, que fueron estimados en 10.000 dirhams (unos 900 euros) en concepto de atrasos desde el nacimiento.

Este caso se remonta a finales de 2016, cuando una mujer presentó una denuncia ante la Justicia para pedir que se le obligue al padre biológico de su hija a que pague sus costes de manutención desde su nacimiento.

El juicio del Tribunal de Primera Instancia, que fue alabado por los defensores de derechos humanos en Marruecos por su carácter excepcional, se basó en varios acuerdos internacionales sobre derechos de infancia y que fueron rubricados por el país magrebí.

Marruecos no reconoce la paternidad de los niños nacidos fuera del matrimonio y la relación sexual extramatrimonial está criminalizada por ley, que se basa en la "sharía" (ley islámica), considerada como fuente principal de legislación en cuestiones familiares.

El Gobierno marroquí siempre ha mostrado sus reservas sobre los acuerdos internacionales de derechos humanos, sobre todo los relacionados con la familia, la infancia y la sexualidad, cuando se contradicen con los dictámenes la religión musulmana.