Diario Vasco

Las Palmas de Gran Canaria, 17 sep (EFE).- El ala-pívot granadino del Herbalife Gran Canaria, que participó este pasado sábado en la victoria de su conjunto ante el Unicaja Málaga en el encuentro del torneo del Circuito Movistar disputado en su tierra, que su conjunto está "cada vez mejor y ahora solo nos queda seguir en esta línea".

"Hemos jugado un encuentro ante un gran equipo de Euroliga, que se ha reforzado bien este año y que como en las anteriores temporadas creo que va a estar arriba en la Liga. Nosotros cada día estamos mejor y se ven cosas nuevas y otras que hemos mejorado, y ahora solo nos queda seguir en esta línea ascendente de cara a la Supercopa", ha comentado en declaraciones cedidas por el club.

"Siempre es especial jugar en casa, y tras tanto tiempo sin pisar el Palacio de Deportes de Granada estoy muy agradecido a la gente por cómo me ha recibido y me ha arropado durante el partido, y por el apoyo que me han dado antes y después del mismo. Yo soy un enamorado de mi tierra y siempre es bonito volver a casa y ver cómo te quieren", ha dicho.

El jugador agradeció especialmente el gesto de su antiguo conjunto, que le obsequió con una camiseta con su nombre, lo cual constituye para él un orgullo y un recuerdo imborrable.

"Llevarme la camiseta de mi antiguo equipo con mi nombre a casa es un enorme regalo que me ha hecho el club, la ciudad y el alcalde. La tendré como un recuerdo único y ojalá en el futuro pueda vestirla como jugador de esta entidad", ha manifestado.

"Es muy bueno para Granada poder ver equipos de la ACB que venimos a incentivar aún más el baloncesto y a enganchar a la gente más de lo que ya lo está con el equipo de casa. La afición granadina quiere que su conjunto esté arriba, y además que haya tanta gente en un torneo de pretemporada es muy difícil y aquí se ha logrado", ha señalado.