Diario Vasco

Madrid, 17 sep (EFE).- El coordinador federal de IU, Alberto Garzón, ha indicado hoy que para mejorar la economía del país las reformas laborales de 2010 y 2012 "han de ser neutralizadas y abolidas" y hay que cambiar el modelo productivo español.

"Cuando tú tienes un país caracterizado por un modelo de bajo valor añadido y la alta estacionalidad, la precariedad se convierte en un elemento estructural", ha sostenido Garzón en la Escuela de Verano de IU.

"La combinación de un modelo productivo poco competitivo, de poco valor añadido y alta estacionalidad, junto con las reformas laborales neoliberales, nos conduce a la enorme paradoja de que hace diez años ser mileurista parecía ser una persona empobrecida y hoy parece un privilegio sólo posible para unos cuantos", ha añadido.

En este sentido, el secretario general de Comisiones Obreras, Unai Sordo, ha afirmado que la reforma laboral de 2012 apostó por "un modelo de devaluación salarial".

Y lo hizo, a su juicio, para "equilibrar las balanzas exteriores del estado" y para mejorar los márgenes empresariales y así las empresas se "desendeuden".

Además, ha denunciado que la reforma laboral de 2012 entrara "a cuchillo contra la negociación colectiva" en un contexto de devaluación salarial y de incremento de las causas de despidos de 20 días legales.

"Es importantísima la derogación de las reformas laborales", ha insistido.

El coordinador federal de IU ha criticado que las reformas laborales de 2010 y 2012 hayan "atacado la negociación colectiva" y la capacidad de la clase trabajadora para organizarse para evitar despidos o bajadas de salarios o negociar subidas salariales.

Tanto Garzón como Sordo han abogado por derogar las reformas laborales y cambiar los patrones de temporalidad, contratos precarios y despidos baratos porque se trata de un "modelo perverso".

"Lo que han significado las reformas laborales ha sido acabar con los derechos conquistados y a eso hay que darle la vuelta desde la lucha política y sindical", ha subrayado Garzón, si bien ha matizado que la mejora económica del país no sólo requiere derogar las reformas laborales, sino cambiar el modelo productivo.