Diario Vasco

Barcelona, 16 sep (EFE).- Los presidentes de la Asociación de Municipios por la Independencia y de la Asociación Catalana de Municipios, Neus Lloveras y Miquel Buch, respectivamente, han advertido hoy al Estado de que "no darán ni un paso atrás" en el 1 de octubre pese al "bombardeo" de la justicia: "No nos callaremos".

La AMI y la ACM han convocado hoy una concentración en la plaza Sant Jaume de Barcelona, donde se encuentran la Generalitat y el Ayuntamiento, para denunciar las citaciones de la Fiscalía contra 712 alcaldes por promover el referéndum convocado para el 1 de octubre, y que ha sido suspendido por el Tribunal Constitucional.

La concentración ha sido precedida por sendas recepciones del presidente catalán, Carles Puigdemont, en el Palau de la Generalitat, y de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, en el ayuntamiento.

Buch ha dicho que no tienen miedo y no darán "ni un paso atrás" en la determinación de poder votar el 1 de octubre pese al "bombardeo" de la justicia, que pretende, en su opinión, que se vayan: "Detrás hay mucha gente que nos sustituirá", ha asegurado el presidente de la ACM.

"Ellos temen nuestra democracia, determinación y valores y nosotros estamos aquí para defenderlos. Ellos, en cambio, -el Gobierno y el Estado- entiende la democracia como la imposición", ha señalado Buch.

En este sentido, ha destacado que pese a las diferencias políticas entre los partidos la "unidad es lo que nos hace más fuertes" como en su opinión reflejan los dos actos celebrados en el Palau de la Generalitat y en el ayuntamiento, en los estaba "la gran mayoría".

Lloveras, por su parte, ha denunciado la "persecución judicial de los cargos electos" de Cataluña que supone a su juicio un "atentado contra la democracia". "No nos callaremos", ha dicho antes de añadir que todos los alcaldes investigados mantienen su "firme compromiso con la democracia".