Diario Vasco

Fráncfort (Alemania), 2 ago (EFECOM).- El banco alemán Commerzbank, parcialmente nacionalizado, perdió hasta junio 406 millones de euros, por gastos de reestructuración y frente al beneficio de 384 millones de euros un año antes.

Commerzbank informó hoy de que el beneficio operativo bajó en el mismo periodo un 18,6 %, hasta 515 millones de euros.

El segundo banco de Alemania tuvo en el segundo trimestre unos gastos de reestructuración de 807 millones de euros porque ha contabilizado todos los costes de la reducción de empleos anunciada.

Asimismo ha acordado con los representantes de los trabajadores las condiciones para reducir empleos.

Ha acordado evitar despidos forzosos y aplicar jubilaciones anticipadas, indemnizaciones a mayores de 56 años, supresiones de contratos con indemnizaciones y reducciones de la jornada laboral voluntarias.

El segundo banco de Alemania va a reducir 7.000 empleos a tiempo completo hasta 2020 de los 43.000 que tenía a finales de 2015.

"Hemos contabilizado antes y completamente las provisiones para la reducción de personal y hemos dado un paso más en la implementación de nuestra estrategia", dijo el presidente de Commerzbank, Martin Zielke.

Se mostró satisfecho con el aumento de los clientes pero consideró que llevará tiempo hasta que el crecimiento de los clientes se refleje en un aumento de los ingresos.

Los ingresos por intereses y negociación mejoraron en el primer semestre un 3,5 %, hasta 2.707 millones de euros, en comparación con el primer semestre del año pasado.

Los gastos operativos se mantuvieron en el mismo periodo en 3.583 millones de euros.

Las provisiones para pérdidas por créditos morosos subieron entre enero y junio un 8,1 %, hasta 362 millones de euros.

Commerzbank tuvo en el segundo trimestre una pérdida neta atribuida de 637 millones de euros, frente al beneficio de 215 millones de euros un año antes y de 231 millones de euros en el primer trimestre de este año.

Ha acelerado la reducción de créditos problemáticos de su cartera de financiación de barcos, en 900 millones de euros, y ahora se sitúa en 3.900 millones de euros.

El objetivo de Commerzbank es reducir esta cartera de créditos para la financiación de barcos hasta 3.000 millones de euros a finales de este año.