Diario Vasco

Zaragoza, 31 jul (EFECOM).- Ibercaja Banco ha obtenido un beneficio neto de 41,7 millones de euros en el primer semestre del año, un 42,3 por ciento menos que el mismo periodo del año pasado debido al impacto de contabilizar los 71,6 millones de euros de gastos extraordinarios de un expediente de regulación de empleo (ERE).

Según ha informado hoy el banco, si se excluye este gasto el beneficio neto sería de 94,7 millones, lo que supondría un incremento interanual del 31,1 por ciento.

Ibercaja achaca su resultado del semestre al impulso que los proyectos de banca personal, banca privada y empresas están proporcionando a la gestión de activos y seguros, y a la actividad crediticia en un marco de tipos de interés en mínimos históricos e intensa competencia en el mercado.

En la primera mitad del año, Ibercaja ha alcanzado 55.717 millones de euros de recursos de clientes después de aumentar 2.364 millones en el último año, un 4,4 % más que el mismo periodo de 2016.

El volumen de activos dudosos ha retrocedido un 2,9 % desde el cierre de 2016 y el ratio de morosidad ha bajado hasta situarse en el 8,7 % a finales de junio, mientras que la tasa de cobertura de la morosidad se sitúa en el 45 %.

En conjunto, los activos problemáticos (dudosos más adjudicados) han disminuido en 161 millones, un 3,4 por ciento menos respecto a diciembre de 2016.

Este mes se ha cerrado la denominada operación Fleta de venta de una cartera de préstamos al sector promotor por 490 millones de euros, lo que permitirá reducir el saldo de préstamos inmobiliarios dudosos en un 36 % y disminuir el ratio de mora del banco por debajo del 8 %.

La concesión total de nuevos créditos ha sido de 2.711 millones de euros en el semestre, un 7,6 % por encima de las registradas en el mismo periodo del año anterior.

En esta evolución destaca el dinamismo de las formalizaciones en la Comunidad de Madrid (con un incremento del 30 por ciento interanual) que ha representado el 35 por ciento del flujo total.

La financiación a empresas ha constituido un 53 % del total de nuevas formalizaciones y, adicionalmente, en este capítulo, la financiación de capital circulante ha recibido también un impulso considerable al cifrarse en 2.899 millones, un 36 % más que en el primer semestre del año pasado.

El importe de las nuevas hipotecas para compra de vivienda ha ascendido a 571 millones de euros, un 26 % más que en el primer semestre del año anterior.

Los recursos fuera de balance (fondos de inversión, planes de pensiones y seguros de ahorro) han aumentado un 16,1 % interanual hasta alcanzar un saldo de 24.894 millones (un 45 % del total de los recursos de clientes).

El margen de intereses acumulado entre enero y junio ha ascendido a 278,7 millones, un 0,4 % superior al del mismo período del año anterior, una estabilización que se explica en el aumento del margen minorista de 20,6 millones de euros, a la vez que los costes financieros mayoristas se han reducido en 27,5 millones tras la devolución anticipada en marzo de las ayudas concedidas a Caja3.

Las comisiones netas han crecido hasta 179,9 millones, lo que supone un 8,7 % más que en el mismo período del ejercicio anterior.

En conjunto, los ingresos recurrentes (margen de intereses más comisiones) han alcanzado 458,6 millones, un 3,5 % más que en el primer semestre del 2016 gracias al mayor dinamismo del negocio bancario (+1 % interanual en ingresos), así como la diversificación de la actividad a través del Grupo Financiero (+8 % interanual en ingresos).

De esta manera, se consolida el cambio de tendencia en los ingresos recurrentes iniciado en el primer trimestre de 2017.