Diario Vasco

(Añade datos y comentarios de la Comisión Europea a la información con referencia FC3102)

La confianza en la UE alcanza así su nivel más alto desde 2010 y el euro encuentra el mayor apoyo desde 2004, según esta encuesta realizada poco más de un año después de la consulta para el "brexit", en un contexto en el que además la economía de los Veintiocho y la eurozona ha crecido un 0,6 % en el segundo trimestre.

"Como al presidente (de la CE, Jean-Claude Juncker) le gusta decir, parece que estos días tenemos un poco más de viento a favor", señaló hoy la portavoz comunitaria Mina Andreeva en la rueda de prensa diaria del Ejecutivo europeo.

La portavoz calificó los resultados del informe como "un estímulo" para "perseguir nuestros objetivos" y trabajar en los "problemas de los ciudadanos".

Por su parte, el portavoz jefe de la CE, Margaritis Schinas, destacó en su cuenta de Twitter el crecimiento del "optimismo en el futuro", la "confianza en la UE" y "el apoyo al euro", aunque apeló a "no desviarse del camino" y no caer "en la autocomplacencia".

El estudio incluye por primera vez opiniones de ciudadanos de once países no pertenecientes a la UE (Australia, Brasil, Canadá, China, Estados Unidos, India, Japón, Noruega, Rusia, Suiza y Turquía), donde al menos tres cuartas partes de los encuestados tienen una consideración positiva de los Veintiocho.

En concreto, el 56 % de los europeos consultados a finales de mayo de 2017 se mostró optimista sobre el futuro de la UE, lo que supone un aumento de seis puntos porcentuales frente a otoño de 2016.

También aumentaron los niveles de confianza en los parlamentos y en Gobiernos nacionales, llegando hasta un 36 % y un 37 % respectivamente, si bien aún están por debajo de los niveles de confianza en la UE, y un 68 % de los europeos se siente ciudadano comunitario.

Con respecto a la economía, cerca de la mitad de los ciudadanos europeos (46 %) piensa que la actual situación de su economía nacional es "buena", lo que supone 5 puntos más que en otoño de 2016 y 26 más que en 2009.

En la eurozona, cerca de tres cuartas partes de los encuestados (73 %) apoyaron el euro, la puntuación más alta desde otoño de 2004.

El informe también refleja los principales retos a los que se enfrenta la UE, siendo el terrorismo (44 %) el más preocupante para los ciudadanos comunitarios, seguido de la inmigración (38 %), la situación económica (18 %), el estado de las cuentas públicas de los países (17 %) y el desempleo (15 %).

A nivel nacional, las mayores preocupaciones son el desempleo (29 %), la inmigración (22 %) y la salud y la seguridad social (22 %), mientras que el terrorismo (19 %) y la situación económica (16 %) ocupan el cuarto y quinto puesto, respectivamente.

En cuanto al informe sobre la imagen de la UE en países extracomunitarios, el estudio indica que en Brasil (94 %), China (84 %), India (83 %), Canadá (79 %), Japón (76 %), EEUU (75 %), Australia (67 %) y Turquía (54 %) la mayoría de los encuestados tiene una opinión positiva de la Unión.

Por contra, en los países cercanos a la UE (Rusia, Noruega y Suiza) los resultados no alcanzan la mayoría (entre el 43 % y el 46 % tienen una opinión favorable sobre los Veintiocho).