Diario Vasco

Madrid, 2 ago (EFECOM).- El banco ING sigue creciendo en España, tanto en créditos como en depósitos, y ha alcanzado los 3,6 millones de clientes a cierre del primer semestre, un 5,5 % más que un año antes, según ha desglosado la entidad.

El crecimiento es más acusado en aquellos clientes que tienen a ING como su banco principal, los cuales ya suponen 1,9 millones a 30 de junio, después de que en los últimos doce meses los clientes con cuenta nómina hayan crecido en cerca de 200.000, añade el banco.

El grupo holandés, que no desvela sus resultados en España, redujo su beneficio neto un 1,5 % en el primer semestre del año, hasta los 2.514 millones de euros, pero solo en el segundo trimestre ganó 1.371 millones, un 5,9 % más.

En España, el negocio de banca minorista continuó su "fuerte crecimiento" con el foco puesto en el crédito, tanto hipotecario como al consumo, que crece un 14,1 %, hasta 14.400 millones, y en productos de inversión, donde se encuadran los fondos de inversión, los planes de pensiones y el intermediario financiero o bróker, que aumenta un 26,2 %.

Gracias al avance de estas áreas, ING ha conseguido rebasar la barrera de los 56.000 millones de euros en fondos bajo gestión, con un incremento el 12,8 % respecto al primer semestre de 2016.