Diario Vasco

Moscú, 2 ago (EFE).- La española Mireia Belmonte tuvo que conformarse este miércoles con el tercer puesto en su prueba reina, los 200 metros mariposa, durante la primera etapa de la Copa del Mundo de Natación que arrancó este miércoles en Moscú.

La nadadora española no pudo mejorar el tercer lugar que ocupó en las pruebas clasificatorias de esta mañana y nadó la final en 2.05.75, a más de dos segundos de la ganadora de la prueba, la alemana Franziska Hentke (2.03.43).

La húngara Katinka Hosszu se alzó con el segundo puesto de la prueba a cuatro centésimas de Belmonte tras nadar los 200 metros en 2.05.36.

La badalonesa, de 26 años, ya disputó esta tarde la final de los 400 metros libres, prueba en la que quedó segunda tras la italiana Federica Pellegrini, y competirá este jueves en los 800 metros libres.

Belmonte llegó a Moscú tras ganar tres medallas en los recién concluidos Mundiales de Budapest, entre ellas un oro precisamente en los 200 metros mariposa, y dos platas en las pruebas de 1.500 metros y de 400 metros estilos.

Con ese oro mundial en su prueba fetiche, Belmonte completó su particular 'triple corona' en los 200 mariposa, tras ganar en 2016 el oro en los Juegos Olímpicos de Río y en 2014 los Europeos de Berlín.

En esta primera etapa de la Copa del Mundo que arrancó este miércoles en la capital rusa se estrenan nuevas reglas impuestas por la Federación Internacional de Natación (FINA).

A partir de este año, los nadadores no pueden participar más que en cuatro pruebas individuales en cada una de las etapas del circuito, y en un máximo de 25 pruebas a lo largo de las nueve etapas que componen la competición.

La Copa del Mundo está formada por nueve etapas que se celebran a lo largo del año en diferentes ciudades.