Diario Vasco

(Actualiza la ET1079 con nuevas declaraciones de Daniele Nouy)

Sobre los accionistas y tenedores de deuda subordinada que han perdido su inversión con la resolución del Banco Popular, Nouy reconoció que "seguramente" habrá "muchísimos litigios", si bien precisó que, en su opinión, los pequeños inversores no deberían estar autorizados a comprar determinados productos.

"Respecto a la deuda subordinada y los CoCos (bonos convertibles contingentes),(...) tienen un alto rédito en comparación con los bonos y esto significa que las empresas y los clientes deben saber qué es lo que están comprando y los minoristas no deberían tener la autorización para comprarlos directamente porque si no, el rescate se vuelve mucho mas difícil", explicó.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, reconoció el pasado 12 de junio que algunas comunidades y ayuntamientos retiraron "fuertes" cantidades de depósitos del Banco Popular, mientras que por el contrario, la Seguridad Social mantuvo un saldo muy superior a la media registrada en los últimos meses.

Por otro lado, preguntada por el eurodiputado español de los Verdes Ernest Urtasun sobre en qué momento el Popular se quedó sin el ratio de liquidez exigido por las normas, lo que en última instancia supuso su inviabilidad, Nouy rehusó precisar una fecha por motivos de "confidencialidad".

Señaló, sin embargo, que cuando un banco tiene problemas de liquidez que avanzan rápido es porque está "cerca de la crisis real" y puede ser "cuestión de días" declararlo en riesgo de inviabilidad.

Indicó que no se tomaron las medidas de intervención temprana previstas en la Directiva Europea de Reestructuración y Resolución Bancaria (BRRD) porque exigen "proporcionalidad", es decir, que el supervisor tome la "mínima acción" para conseguir resultados.

En este sentido, anunció que ha escrito a la Comisión Europea (CE) para pedir que en la revisión de la norma se introduzca este mecanismo.

Asimismo, pidió más poder para solicitar provisiones y atajar la exposición a activos no productivos "a tiempo".

Interrogada por el eurodiputado socialista español Jonás Fernández, Nouy negó que el sistema de resolución aliente a los potenciales compradores a esperar a una intervención para comprar las entidades a un precio más bajo.