Diario Vasco

Madrid, 19 may (EFECOM).- El consejo de administración del consorcio Al Shoula, que construye el AVE entre La Meca y Medina, ha aprobado por unanimidad el desarrollo del acuerdo (settlement agreement) alcanzado en noviembre con las autoridades saudíes, que recoge los sobrecostes reconocidos e incluye bonus por objetivos.

El acuerdo establece un bonus de 150 millones de sares (35,7 millones de euros) si el consorcio comienza a operar -aunque sin viajeros- la línea de alta velocidad antes de final de año, según han explicado a Efe fuentes del consorcio.

El inicio de la operación comercial queda fijado para marzo de 2018, tal y como se pactó en noviembre.

En la ultima prueba, realizada ayer en un tramo de la línea (entre Medina y Ciudad KAEC), el tren alcanzó los 240 kilómetros por hora, aunque el objetivo final es superar los 300 kilómetros por hora.