Diario Vasco

Doha, 2 dic (EFE).- Xavi Hernández, antiguo jugador del FC Barcelona y actual capitán del catarí Al Sadd, espera que su equipo de siempre "imponga su personalidad y tenga opciones de ganar" el que será el tercer Clásico contra el Real Madrid que verá con su familia desde su casa en Doha.

"No hay favoritos, es siempre un 50-50. Los primeros 15 minutos nos dirán por dónde irá el juego y más con el Madrid, que es un equipo que históricamente compite muy bien. Es un rival fuerte. Lleva 31 partidos invicto, está en un gran momento", afirmó el jugador en declaraciones a Efe.

El Barça, que ahora se encuentra a seis puntos de los merengues, intentará romper con la mala racha que prolongó el último empate contra la Real Sociedad.

Con una victoria, disminuiría la distancia ante los blancos, que podrían distanciarse aún más en la tabla clasificatoria, después de trece jornadas disputadas.

"Es verdad que el Barça no viene de su mejor momento en San Sebastián, pero eso no significa nada. El Barça juega en casa y debe ganar porque ahora son seis puntos de diferencia, si no serían nueve, pero nunca se sabe", añadió.

El centrocampista aseguró que espera que los de Luis Enrique vuelvan al nivel de juego en el que se encontraban hace unas semanas, controlando el balón y dominando para que el Real Madrid sufra.

"Al Real Madrid lo veo fuerte, va a ser un partido muy bonito de ver", anticipó.

Además, el de Terrasa contó qué jugadores serán determinantes para el partido del sábado, en el que ambos equipos tendrán bajas importantes.

Por parte del Barcelona, no jugará Jeremy Mathieu, e Iniesta, Umtiti y Alba son duda; mientras que el Madrid no podrá contar con tres jugadores tan relevantes como Bale, Kroos y Morata.

"Modric domina el centro del campo y Marcelo es capaz de llevar el dominio del partido a su banda, entra por dentro y fuera; y los de arriba que marcan los goles, Benzema y Cristiano. Para mí los dos más importantes en este momento son Modric y Marcelo", precisó.

En el Barcelona "lógicamente es Messi, porque aparte de marcar la diferencia arriba con goles, organiza el juego; y luego Andrés y Busquets, que, si están, dominan el juego del partido; creo que el Barça tiene muchas más opciones", concluyó el catalán.