Diario Vasco

Katmandú, 30 nov (EFE).- Los partidos de la minoría madhesi de Nepal y la principal formación opositora rechazaron hoy la reforma constitucional propuesta por el Gobierno, lo que pone al Ejecutivo de Pushpa Kamal Dahal en un nuevo atolladero.

La alianza de partidos madhesi Samyukta Loktantrik Madhesi Morcha (SLMM), que entre 2015 y principios de este año protagonizó durísimas protestas para demandar que se diese a su minoría dos de las siete provincias del país, decidió en una reunión interna oponerse a la propuesta de reforma presentada ayer en el Parlamento.

El Ejecutivo accedía con ella a enmendar cuatro artículos de la Constitución y a dar a los madhesi dos provincias con un total de 15 distritos, cinco menos de los que demandaba la SLMM.

"Esta reforma no ha abordado todas nuestras demandas, no la aceptamos a no ser que todos los 20 distritos del Terai (sur, llanuras habitadas por los madhesis) se conviertan en dos provincias", indicó a Efe Mahendra Yadav, presidente del Sadvawana Party, una de las formaciones de la coalición.

La SLMM requería, además, que sus provincias incluyesen sólo distritos fronterizos con la India, pero la demarcación administrativa propuesta sólo contempla una provincia que cumpla este requisito, mientras que la otra incluye también áreas colindantes con China.

Preocupado por un posible acercamiento entre el Terai y la India, a la que acusó de estar detrás del bloqueo a la frontera enmarcado en las protestas de hace unos meses, también el Partido Comunista Unificado (CPN-UML, marxista leninista) del ex primer ministro Sharma Oli rechazó la reforma constitucional.

El CPN-UML se opone a la formación de una provincia madhesi que únicamente linde con la India y anunció que bloqueará el Parlamento a partir de mañana en contra de la nueva reforma.

"No dejaremos que la propuesta se vote en el Parlamento", aseguró a Efe el líder comunista, Agni Kharel.

La reforma del Ejecutivo también ha topado con la oposición de centenares de vecinos de distritos sureños no madhesis contrarios a delinear provincias exclusivamente para esa minoría.

El jefe de la Policía de Arghakhachi, Nawa Ranta Poudel, informó a Efe de que su distrito registró hoy protestas durante las que se quemaron neumáticos, como también ocurrió en otras demarcaciones administrativas de la zona.

La SLMM llevó a cabo protestas durante cinco meses, que acabaron a principios de febrero pasado, en demanda de más atribuciones que las previstos en la Constitución aprobada en septiembre de 2015, bloqueando durante meses las carreteras por las que entra al abastecimiento al país, altamente dependiente de la India.

La propuesta gubernamental tiene que ser aprobada en el Parlamento por dos tercios de los 594 legisladores, de los que la alianza de Gobierno del maoísta Partido Comunista de Nepal (CPN-MC, antigua guerrilla) y el Partido del Congreso cuenta con 182.

El Gobierno de Dahal, que sustituyó a Oli tras el fracaso de su Ejecutivo de diez meses, acordó con los madhesi atender sus demandas a cambio de recibir su apoyo para su investidura el pasado día 4 de agosto.