Diario Vasco

Huesca, 30 nov (EFE).- El técnico de la Sociedad Deportiva Huesca, José Antonio Anquela, ha señalado hoy que el partido de Copa del Rey que mañana enfrentará a su equipo contra la U.D. Las Palmas es "una prueba de fuego para los menos habituales".

El preparador andaluz ha hablado sobre el encuentro de mañana ante el equipo canario y ha destacado la ilusión que reina en el equipo.

"Tenemos que intentar competir ante un gran equipo de Primera División. El partido llega en un buen momento para la gente que no está jugando. Me gustaría que tuviesen suerte y que les salgan las cosas bien porque eso sería para mí un orgullo, ver que gente que está participando menos está preparada para dar el paso adelante, y yo creo que ya lo han demostrado", ha destacado Anquela.

En cuanto al rival, el preparador del equipo oscense ha señalado que "Las Palmas es un equipo que juega muy bien al fútbol, presiona mucho y como no estemos juntos seguramente no veremos la pelota en el partido".

A este respecto ha añadido que los canarios hacen las cosas "con mucho equilibrio" y que eso les convierte en un buen equipo de Primera División.

El técnico del equipo altoaragonés ha confirmado las bajas de Carlos David y Jesús Valentín para este enfrentamiento y la disponibilidad de Juanjo Camacho, del cual ha alabado su implicación.

"Ya me gustaría a mí tener a muchos Juanjos Camachos en cuanto al trabajo diario, a lo fatigas y lo egoísta, en el buen sentido de la palabra, que es como futbolista. Todos los días entrena a tope, el máximo que pueda dar cada día", ha subrayado.