Diario Vasco

Sant Joan Despí , 29 nov .- El entrenador del Barcelona, Luis Enrique Martínez, ha salido al paso de las críticas aparecidas tras el empate ante la Real Sociedad del pasado domingo (1-1) y ha avisado que sería "demasiado arriesgado" descartar a su equipo en la lucha por los títulos a estas alturas de la temporada.

En la rueda de prensa previa a la ida de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey ante el Hércules, el preparador asturiano ha reconocido que su equipo está completando un inicio de curso "irregular", si bien no ve "ningún signo" para preocuparse "excesivamente".

"Queda tantísimo que sería demasiado arriesgado matarnos o tirarnos por tierra, pero que hagan lo que quieran", ha aseverado Luis Enrique, quien ha agregado que la situación en la Liga, con una desventaja de 6 puntos con respecto al Real Madrid, es la lógica teniendo en cuenta que el rival está "tan fuerte" y la "falta de regularidad" mostrada por su plantel.

Ante la falta de ideas e identidad que padeció su equipo contra la Real Sociedad, Luis Enrique ha sido preguntado por si el Barcelona había perdido el estilo de juego de antaño basado en el dominio de los partidos a través de la posesión del balón.

En este sentido, ha puntualizado que la filosofía "sigue siendo la misma" de los últimos años, aunque ha matizado que "el estilo de los jugadores condiciona a veces el tipo de juego".

"En muchas situaciones se acelera demasiado el juego, pero sigue siendo la misma filosofía", ha destacado Luis Enrique, quien ha admitido que en ocasiones esta temporada sus jugadores "no están teniendo la posibilidad para aprovechar los espacios".

En cualquier caso, el técnico ha opinado que el Barcelona sigue siendo "favorito" para levantar los títulos, pero que en el vestuario "todos somos conscientes de que debemos mejorar".

En este sentido, ha señalado que la de esta temporada sigue siendo la "mejor plantilla" desde que llegó al Barcelona, algo que ya aseguró al principio del presente curso. "Sigue siendo la mejor plantilla de los últimos tres años, pero el entrenador sigue siendo el mismo paquete", ha bromeado.

Sobre el encuentro de mañana ante el Hércules, Luis Enrique no ha dado pistas sobre la convocatoria, a pesar de que este martes no se han ejercitado muchos de los titulares en Anoeta.

"Es una eliminatoria que por norma siempre juegan jugadores con menos minutos. No me tienen que demostrar nada, tienen que disfrutar de los minutos que juegan. Que aprovechen y disfruten de esos minutos", ha añadido.

Uno de los jugadores que mañana podría gozar de minutos, es Paco Alcácer, quien todavía no se ha estrenado como goleador en el Barcelona.

Preguntado por si mañana el exjugador del Valencia tiene una nueva oportunidad para reivindicarse, Luis Enrique se ha mostrado molesto: "¡Deberíais dejar a Paco Alcácer! Ya vale de meter presión a un jugador que tiene pocos minutos".

Por último, Luis Enrique ha dejado entrever que Andrés Iniesta, que ha estado el último mes y medio en el dique seco por una lesión en la rodilla, estará a disposición para 'el clásico' del próximo sábado que se disputará en el Camp Nou.

"Andrés (Iniesta) está a la espera de que se le dé el alta y es una cosa más o menos formal. No participa mañana porque está sancionado, si no seguro que tendría minutos", ha zanjado.