Diario Vasco

Estambul, 29 nov (EFE).- La Fiscalía General de Diyarbakir, "capital" de las regiones kurdas del sureste de Turquía, pidió hoy 230 años de prisión para la exalcaldesa de la ciudad Gültan Kisanak, en prisión preventiva desde el pasado 30 de octubre.

Kisanak está acusada de ser "fundadora de un grupo terrorista" y de "hacer propaganda de una organización terrorista", en referencia a la guerrilla kurda Partido de los Trabajadores del Kurdistan (PKK).

Según la Fiscalía, Kisanak hizo propaganda del PKK en más de 40 ocasiones y asistió a "reuniones y marchas ilegales a pesar de las órdenes de dispersarse", informó el periódico turco Cumhurriyet.

Kisanak fue elegida alcaldesa en marzo de 2014 en una lista electoral de la izquierda kurda, ahora integrada en el Partido Democrático de los Pueblos (HDP), tercera fuerza del Parlamento.

El Gobierno de Turquía nombró a una gestora al frente del Ayuntamiento de Diyarbakir el pasado 1 de noviembre, un día después de que un tribunal decretase prisión preventiva para la alcaldesa.

Desde septiembre, más de una veintena de alcaldes del sureste de Turquía han sido detenidos y destituidos por presuntos vínculos con el PKK, en lo que el HDP ha denunciado como persecución política.

La Fiscalía también arrestó hace 25 días a diez parlamentarios del HDP, incluyendo a los líderes del partido, Selahattin Dermitas y Figen Yüksedag, por presuntos vínculos con el PKK.