Diario Vasco

Granada, 29 nov (EFE).- El entrenador del Granada, Lucas Alcaraz, indicó que su equipo "siempre" quiere ganar "en Liga y en Copa", en vísperas de iniciar este miércoles ante Osasuna los dieciseisavos de final de la competición copera, y reconoció que un triunfo puede tener un "efecto colateral positivo" en los suyos.

Alcaraz explicó este martes en la rueda de prensa previa al choque ante los navarros que necesitan que "el grupo se recupere cuanto antes" ante "cualquier varapalo" para "seguir afrontando un camino que va a ser largo", después de haber perdido el pasado domingo en Vigo ante el Celta (3-1) un partido en el que habían puesto "mucha ilusión".

"Hemos jugado no hace ni 48 horas en un campo que tenía una cuarta de barro y hay mucha gente con molestias, hay poco tiempo de recuperación y el barro lo retrasa todo, hay mucha gente que llega cargada, con contracturas", indicó Alcaraz, quien no anticipó la alineación que pondrá ante Osasuna pero sí insinuó que no repetirá prácticamente ningún futbolista de los que jugaron de inicio en Vigo.

El técnico espera que el choque de Copa despierte en los futbolista que van a jugar "el estímulo de competición" y que "saquen lo mejor, que digan aquí estoy yo".

"Este partido no tiene nada que ver con la Liga pero vamos a intentar ganar. Cuando compites, examinas tu trabajo, el estado de forma de los jugadores, y siempre queremos ganar, en Liga y en Copa", agregó.

"Ganar puede tener un efecto colateral positivo, por lo que supone la Copa y por las sensaciones en el grupo. Es lo que buscamos los dos equipos y es fundamental para pasar la eliminatoria", sentenció Alcaraz.

Sobre Osasuna, el técnico indicó que con la llegada de Joaquín Caparrós "han cambiado de dibujo y de jugadores pero el estilo es casi lo mismo" ya que "es un equipo que lee el espacio y es vertical".