Diario Vasco

Madrid, 19 oct (EFE).- Más de 600 alcaldes, concejales y parlamentarios autonómicos han firmado un manifiesto contra la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local, conocida como reforma local, para pedir su derogación e impulsar un cambio en la política aplicada por el Gobierno en los ayuntamientos.

La iniciativa, que ha sido presentada hoy en el Congreso, ha sido impulsada por el Ayuntamiento de Oviedo con el objetivo de acabar con una legislación "injusta" y "que se ha impuesto sin legitimidad democrática".

En ella se pide la derogación de la reforma local y la Ley de Estabilidad Presupuestaria así como "el cese inmediato de los recortes y la austeridad" en el ámbito autonómico.

"La aplicación de estas normas socava la autonomía de ayuntamientos y gobiernos autonómicos y ataca los derechos de la ciudadanía", subraya el manifiesto.

El coordinador federal de IU, Alberto Garzón, ha destacado que las entidades locales son las primeras que ofrecen los servicios públicos a la ciudadanía y que, en consecuencia, la pérdida de calidad en ellas afectan " de forma inmediata" a la vida cotidiana de las personas.

Garzón ha pedido al PSOE que apoye las enmiendas que ha presentado Unidos Podemos para modificar la Ley de Estabilidad Presupuestaria para que sea posible legislar en beneficio de la mayoría social.

El líder de IU ha emplazado al resto de fuerzas políticas a seguir defendiendo a los ayuntamientos porque son "muchos" los que "están haciendo las cosas bien y que no lo hacen mejor porque el PP se lo esta prohibiendo"

La diputada de Unidos Podemos, Auxi Honorato, ha manifestado que es necesario conformar "un nuevo municipalismo" para satisfacer mejor a los ciudadanos.

La iniciativa propone la creación de un frente en el que se integren los ayuntamientos y las comunidades autónomas para seguir trabajando en propuestas y acciones en contra de la deuda "ilegítima".

Al acto también han acudido la vicealcaldesa del Ayuntamiento de Oviedo, Ana Taboada, el concejal de Economía y Hacienda de Madrid, Carlos Sánchez y el representante de la Plataforma de Auditoría Ciudadana de la Deuda, Yago Álvarez.

Unidos Podemos ya registró la semana pasada una proposición de ley para derogar la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local para que los ayuntamientos puedan prestar los servicios esenciales y garantizar los derechos de los ciudadanos.