Diario Vasco

Redacción deportes, 18 oct (EFE).- El argentino Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid, dijo este martes que "lo único" que le "importa es ganar" y busca "los caminos que crea mejores", avisó de que no se auto-presiona con la forma de jugar y advirtió de la peligrosidad del Rostov, un equipo "que sabe a lo que juega".

Cuatro días después del triunfo sonoro e imponente frente al Granada (7-1) y subido al liderato de la Liga y de su grupo de la Liga de Campeones, el conjunto rojiblanco ya espera el compromiso de este miércoles contra el Rostov entre los elogios sobre su evolución en el juego, de perfil más ofensivo durante la actual temporada.

"Si me guío por las formas tendría que jugar con 14 o 15 y no puedo. Voy detrás de lo que necesita el partido y de lo que me imagino que puede llevar la situación del juego donde más nos conviene por las características de los futbolistas que tenemos, pero no me auto-presiono ni tengo compromiso absolutamente ni con la forma de jugar ni de atacar ni de defender", valoró el técnico.

"Lo único que me importa es ganar y buscaré los caminos que crea mejores, ya sea con un nombre o el otro, y que le hagan mejor al equipo para poder ganar", prosiguió Simeone en rueda de prensa en el estadio Olimpi-2 de Rostov, donde mañana se enfrenta al equipo ruso en la tercera jornada del grupo D de la Liga de Campeones.

El Atlético es un favorito no sólo en el partido de este miércoles, sino también en la competición. "Me lo tomo de la mejor manera posible. Es normal que después de los buenos momentos que hemos pasado en estos últimos años tanto en Liga como en Champions te posicionen en un lugar importante en cada competencia", apuntó.

"Pero ustedes (los medios de comunicación) nos conocen desde hace mucho tiempo. Saben que nosotros ni nos ponemos nerviosos cuando aparecen las críticas ni nos entusiasmamos demasiado cuando te alaban de todos los lados y hablan bien. El fútbol es el hoy y te exige mostrar cosas buenas mañana a la noche", remarcó.

"Nos van a criticar a partir del partido que hagamos mañana. Todo lo anterior, que es bueno, queda para lindos recuerdos y buenos momentos, pero el fútbol sigue siendo mañana a las 21.45 (la hora local del partido de este miércoles entre ambos equipos)", insistió el técnico, que también habló de Yannick Carrasco y Ángel Correa.

El extremo belga, tras un inicio de la pasada campaña más tiempo de suplente que de titular, ya se ha estabilizado en el once del Atlético. "Los chicos, si llegan al Atlético de Madrid, siempre son futbolistas con talento y el crecimiento individual de cada uno, en su progresión que hacen física y táctica sumada al talento que ya traen, hace de ellos jugadores mucho más importantes", declaró.

"También muchos chicos cuando llegan hay una maduración como hombres que tienen en su vida que deportivamente los hace crecer mucho. Alguno puede madurar a los 21 años, otros tardan mucho más, pero en los casos de Griezmann y Carrasco siempre se los vio con mucha decisión y en fútbol aquel que tiene decisión y ganas de mejorar está claro que el camino siempre será bueno", explicó.

Correa repetirá por tercer encuentro consecutivo como titular, los tres partiendo desde la banda derecha. "Nosotros ya el año pasado lo intentamos en algunos partidos en una búsqueda ofensiva más abierta. Ángel tiene un poderío físico cercano a cualquier centrocampista que tenemos", expuso.

"Él nació jugando de enganche en Argentina, un poquito más alejado del lugar que hoy le estamos tratando de nutrir con situaciones nuevas. Es un jugador extraordinario, con un futuro tremendo, que va a poder rendir mejor cuanto mejor le podamos ubicar en alguna situación donde él tome la suficiente confianza y libertad para poder expresarse", explicó.

"Está claro que siempre es una propuesta ofensiva su posición en el campo, pero siempre me gustó la opción de Ángel (en la banda derecha), porque no te da referencia, juega por dentro, por afuera, es delantero, hace goles, corre, trabaja, es joven... Y, como hablo varias veces con él, el mejorar será tomar el desafío los dos; yo, darle minutos y él aprovecharlos", aseguró.

Enfrente estará este miércoles el Rostov. "Ya hemos visto varios partidos de ellos, sobre todo el que jugaron en Liga de Campeones con el PSV en casa (2-2). Lo considero un rival peligroso. Los equipos que juegan claramente y continuamente a algo muy definido son peligrosos. Y el Rostov tiene claro a qué juega", advirtió.

"Tiene una segunda pelota muy complicada de resolver, está trabajada, se ve que está muy bien manejada dentro de los parámetros de los futbolistas que tiene. Y después, al perder la pelota, tiene un regreso muy rápido a zonas defensivas, donde se agrupan y tratan de encontrarse cómodos en las cercanías del área por su altura en la parte de los tres centrales. Un equipo que sabe a lo que juega, para mí es peligroso. Y el Rostov sabe a lo que juega", recalcó.