Diario Vasco

Madrid, 18 oct (EFE).- Miguel Cardenal, presidente del Consejo Superior de Deportes, aseguró que "hay que estar tranquilos" por la llegada de los 4.000 aficionados del Legia de Varsovia que se han desplazado a Madrid porque "el operativo está a la altura del desafío que se plantea".

Cerca de 2.000 efectivos participan en el dispositivo de seguridad del partido de fútbol de la Liga de Campeones que disputarán el Real Madrid contra el Legia en el estadio Santiago Bernabéu, considerado de "alto riesgo", y para el que se prevé la presencia de unos 4.000 aficionados polacos.

"Tenemos unas fuerzas y cuerpos de seguridad de Estado que son una referencia en el mundo. Llevan décadas cuidando de nuestra seguridad en eventos como el de hoy y hay que seguir sus indicaciones y sus consejos. Debemos considerarnos afortunados por contar con unas fuerzas y cuerpos de tanto prestigio y una profesionalidad acreditada", dijo Cardenal.

"Contamos con una larga tradición y una legislación avanzada y hay que estar tranquilos porque el operativo siempre está a la altura del desafío que se plantea. Conocemos muy bien los desafíos y los retos y siempre ponemos los medios", declaró Cardenal, que mandó un mensaje de tranquilidad a escasas horas de la celebración del partido.