Diario Vasco

Tokio, 18 oct (EFECOM).- La bolsa de Tokio consiguió hoy cerrar en positivo una sesión volátil donde los inversores agradecieron que el Banco Popular de China moviera ficha para hacer frente a la preocupante devaluación del yuan.

El selectivo Nikkei cerró hoy con un avance de 63,49 puntos, un 0,38 por ciento, y quedó en los 16.963,61 enteros, mientras que el segundo indicador, el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, ganó 4,01 puntos, un 0,29 por ciento, y cerró en las 1.356,57 unidades.

El parqué tokiota no consiguió tomar una dirección clara durante la mayoría de la sesión pero finalmente logró cerrar en positivo gracias la decisión del Banco Popular de China de fijar hoy un tipo de cambio para la divisa local frente al dólar estadounidense, según los analistas locales.

El yuan alcanzó la víspera su nivel más bajo en seis años lo que inquietó a los mercados.

A Tokio sin embargo le costó mantener el ritmo de ganancias debido a las pérdidas registradas en Wall Street por una nueva caída del precio del crudo y los decepcionantes datos de sector manofacturero estadounidense.

El sector pesquero lideró las ganancias, seguido por el de la agricultura y el papelero.