Mañana entra en funcionamiento un nuevo radar en la GI-636 a la altura del túnel de Molinao

Previo al punto de control hay un panel de aviso de zona controlada por radar y también una señal vertical fija que indica la limitación de velocidad a 80km/h

SAN SEBASTIÁNVASCO PRESS

La Dirección de Tráfico del Gobierno Vasco pondrá mañana en funcionamiento un radar de velocidad en la carretera GI-636, a la altura del denominado Túnel de Molinao, que durante los últimos años ha registrado una alta accidentalidad.

El radar se ha instalado en una vía con un tramo en curva de radio amplio (260 metros) hacia la derecha, precedido de otro tramo en curva hacia la izquierda de mayor amplitud de radio, con desnivel inicial en forma de pendiente de aproximadamente un 5%.

Esta particular geometría de la vía, unida al comportamiento de los conductores ha provocado numerosas salidas de calzada. En el año 2010 se produjeron en la vía 27 accidentes, los cuales se elevaron a 39 en 2011, y a 53 el año pasado. El año 2010, se produjeron 27 heridos leves; en el año 2011, 17 leves y 2 graves; y en el año 2012, 27 heridos leves y 4 graves.

Del total de accidentes registrados en ese tramo, el 73,4% corresponde a salidas de calzada a pesar de que la velocidad máxima establecida en el tramo, para todo tipo de vehículos, es de 80 Km/h.

A la vista de estos datos, la Dirección de Tráfico de Gobierno Vasco, en colaboración con la Ertzaintza y la Diputación Foral de Gipuzkoa , ha considerado necesario instalar un equipo de control de velocidad para que los conductores adecuen la velocidad de sus vehículos a los límites fijados con el objetivo de disminuir la siniestralidad.

Como es habitual, la Dirección de Tráfico ha señalizado el dispositivo de control de velocidad por radar. Previo al punto de control hay un panel de aviso de zona controlada por radar y también una señal vertical fija que indica que la limitación de velocidad específica en esa zona para todo tipo de vehículos es de 80Km/h.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos