Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Economía

ECONOMÍA

Cuatro estudiantes de la ESTE han ganado el premio José Manuel Kutz para proyectos innovadores con Trourist, un nuevo concepto de 'web' para viajeros

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Una 'web' para vivir los viajes
Mikel Cortés, Xabier Albeniz, Jokin Bereciartu e Imanol Abad, en las instalaciones de BIC Berrilan, en Miramón. /MICHELENA
DV. Todo surgió cuando cuatro jóvenes viajeros, de los que van a su aire y no se conforman con los paquetes encorsetados que ofrecen los touroperadores, comprobaron que en la inmensidad de internet, la información sobre viajes está excesivamente dispersa y desestructurada. Además, las opiniones sobre países, ciudades, lugares de ocio, alojamientos y demás puntos de vista que un viajero consulta en foros y redes sociales antes de partir, son excesivamente subjetivas, realizadas por gente de lo más dispar, con gustos e inquietudes muy diferentes a los de uno mismo. De ahí la idea: ¿por qué no crear un sitio en internet que responda a todas las necesidades del viajero? Entendiendo todas en el más amplio sentido de la palabra: el antes (preparativos, consulta de opiniones válidas, reserva de billetes, alojamiento, entradas...), el durante (información instantánea del lugar que se está visitando) y el después (álbum de fotos, consejos a otros viajeros...).
Así es como ha nacido Trourist, un proyecto empresarial de cuatro estudiantes de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Deusto en San Sebastián (ESTE) que, si todo sale según lo planeado, estará operativo antes del verano en www.trourist.com. El proyecto no ha empezado con mal pie. Trourist recibirá el martes el XII Premio José Manuel Kutz a proyectos innovadores y emprendedores, una iniciativa de la ESTE y del Colegio Vasco de Economistas que pretende impulsar el desarrollo de empresas innovadoras nacidas en el seno de la universidad. Imanol Abad, Xabier Albeniz, Jokin Bereciartu y Mikel Cortés son los creadores de esta red social de viajes que aspira a ser no sólo un lugar de encuentro de viajeros, sino un punto de información y, por qué no, un negocio en forma de centro de reservas y proveedor de servicios.
Ingresos
En lo que al último apartado se refiere, Trourist aspira a captar ingresos de tres fuentes: comisiones por venta de transporte, alojamiento, entradas, etc; publicidad (tanto privada como pública de ciudades, regiones o países que deseen promocionarse); y la más novedosa: como proveedores de servicios externos.
Sus promotores explican que Trourist puede ser una plataforma de venta para empresas de servicios para el viajero. Ponen como ejemplo una empresa farmacéutica que provea medicamentos específicos o botiquines a medida según destino, seguros, entidades financieras para cuentas de grupo, etc. Adicionalmente, y en función del éxito de la empresa, no descartan convertirse también en asesoría de viajes para ese público que le gusta ir por libre huyendo de los circuitos organizados pero que necesita un mínimo asesoramiento.
Como toda red social, para que la iniciativa sea un éxito se requieren usuarios. Para facilitar la labor, cualquier usuario de Facebook podrá registrarse a sí mismo y a sus contactos en Trourist directamente sin tener que volver a introducir sus datos.
Una vez registrado, podrá acceder a toda la información sobre destinos turísticos que hayan introducido otros usuarios (alojamientos recomendables, visitas obligadas, itinerarios sugeridos, locales de ocio, restaurantes...). Pero no sólo eso. Con esos datos podrá elaborar, sólo o en grupo, un plan de viaje guardando toda esa información, que una vez en el destino podrá ser consultada en la web de Trourist o incluso en el móvil.
'Anfitriones'
Por supuesto, en cualquier momento -ya sea durante la planificación o ya en el lugar-, se puede solicitar la ayuda o el consejo de otros usuarios que conozcan el sitio. Y se puede pedir o ejercer de anfitrión, esto es, un usuario local que asesore a los turistas que visitan su ciudad/región/país. El objetivo es que, a través de los consejos de visitantes anteriores o de gente local, el viajero no visite el destino, sino que lo viva, y a ser posible de la forma más próxima a como lo hacen los autóctonos Durante el viaje, el turista podrá ir contando su experiencia, enriqueciéndola con fotos, comentarios, recomendaciones... Además, mediante una aplicación tipo Twitter, se podrá decir en cada momento del viaje dónde está el usuario y qué está haciendo. Una vez finalizado el viaje, se podrán subir las fotos, mantener el contacto con otros viajeros o gente local que se haya conocido...
Sus impulsores defienden que las redes de viajeros actuales «son tipo blog, donde la gente cuenta su historia y punto». Trourist pretende ser un «nuevo concepto», basado en la «co-creación, co-disfrute y co-recuerdo», donde el viajero pueda encontrar «todo lo necesario para elaborar, compartir y contar su experiencia».
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS